Conocer para transformar.

Una visión socialmente viable, económicamente factible y ambientalmente adecuada

La artificialidad del dinero.

leave a comment »

No es saludable estar bien adaptado a una sociedad profundamente enferma.
J. Krisnamurti.

¿Cómo se crea el dinero? ¿Qué mecanismos le dan valor? ¿Qué instituciones legitiman su existencia? ¿Cómo influye esta dinámica en la vida de las personas?

El dinero actual, considerado objetivamente, carece de valor. Se le denomina dinero fiduciario, porque no cuenta con un respaldo material en oro o en plata. Su valoración “viene dada por la autoridad monetaria que lo emitió, que goza de confianza entre los sujetos que la aceptan”.

Antes de continuar, dejo establecido que haciendo click en este enlace se encuentra la otra campana, la ortodoxa, que intenta rebatir los argumentos expuestos a continuación. Para formarse una opinión uno debe ser capaz de evaluar las fuentes y considerar los argumentos por más antagónicos que sean.


Fragmento extractado de la pelicula “Collapse” (Colapso) de Michael Ruppert. Explicacion de la ilusion monetaria que rige la economia actual a partir de la artificialidad del dinero fiduciario (FIAT) sin respaldo energetico.

Lo que viene a continuación es el script (guión) del documental Zeitgeist Addendum (2008):

La fraudulenta creación de dinero sin valor al que solo valida la fuerza laboral humana y los recursos naturales del planeta.

Hoy la sociedad está compuesta por una serie de instituciones políticas, jurídicas, religiosas, sociales, familiares, laborales, axiológicas, etcétera, que influyen profundamente en la formación de nuestro entendimiento y perspectivas. De todas las instituciones que nos condicionan y dirigen no existe otra más mal comprendida y aprobada que la institución del Sistema Monetario, cuya existencia nos plantea interrogantes que tienen las mismas formas de fe incuestionables que las religiosas.

¿Cómo se crea el dinero? ¿Qué políticas rigen su creación? ¿En qué forma afecta a la sociedad? ¿Se crea de acuerdo a los intereses de la Sociedad?

El alma de todas las instituciones establecidas de nuestra sociedad es el dinero. Por lo tanto, entender la institución de la política monetaria es vital para saber porque nuestros comportamientos son lo que son. Desafortunadamente se nos presenta por los especialistas como algo sumamente confuso y aburrido con datos impresionantes expresados en jerga financiera y acompañados de las intimidantes matemáticas que disuaden a la mayoría de personas de sus intentos por entenderlas.

Sin embargo, la complejidad asociada con el sistema financiero es simplemente una máscara diseñada para ocultar una de las estructuras sociales más fraudulentas y corruptas que la humanidad haya conocido jamás.

Todo el sistema monetario se basa en la confianza.

Todo el sistema monetario se basa en la confianza.

Nadie está más esclavizado que esos que erróneamente creen ser libres.
Johan Wolfang Von Goethe.

Hace varios años el Banco Central de los Estados Unidos, produjo un documento titulado ‘Modern Money Mechanics’. Esta publicación detalla la práctica de la creación de dinero utilizada por la Federal Reserve System (Reserva Federal de los EEUU y la Red Mundial de Bancos Comerciales). En la página de inicio del folleto se establece: “El propósito de este folleto es describir el proceso básico de la creación del dinero basado en un sistema bancario de reservas fraccionarias”. Tratando de describir coloquialmente este proceso podríamos decir:

El Gobierno de los Estados Unidos necesita dinero, entonces lo solicita a la Reserva Federal (FED), digamos, supuestamente, 10 billones de dólares. La FED responde que sí va a comprar 10 billones en Bonos del tesoro. El gobierno toma unos pedazos de papel y les imprime algunos diseños oficiales, les pone un valor y los llama Bonos del Tesoro y los envía a la FED. A cambio los accionistas de la FED toman un montón de papeles sin valor y les imprimen dibujos impresionantes, anotándoles el valor solicitado por el Gobierno, sólo que esta vez les llaman Notas Oficiales Federales. La FED toma los Bonos del Tesoro y los cambia por las Notas Oficiales Federales.

Una vez que el intercambio se ha completado, el Gobierno toma la Notas Oficiales Federales que amparan los 10 billones prestados y los deposita en una cuenta bancaria en alguno de los Bancos Comerciales que apoya la FED. Y luego de este depósito la Notas Oficiales Federales se convierten en moneda de curso legal, sumándose 10 billones de dinero nuevo al suministro de dinero de los Estados Unidos. He aquí 10 billones de dinero nuevo se han creado mágicamente de la nada. Por supuesto este ejemplo es una generalización ya que esta transacción ocurre electrónicamente. De hecho sólo el 3% del suministro de dinero de los Estados Unidos existe físicamente, el otro 97% en los bytes de las computadoras.

Los Bonos del Tesoro son por diseño instrumentos de deuda y cuando la FED compra estos Bonos con dinero creado esencialmente de la nada, el Gobierno realmente se compromete a pagar esa cantidad a la FED. En otras palabras, los dólares prestados se crearon de la deuda pactada con el Gobierno, por un dinero que no existía en los activos de los bancos y sólo apareció mágicamente para quitarle valor al dinero circulante que estaba en proporción con los bienes y servicios. Claro que adivinaste, como si fuera dinero falso, ya que lo que le da valor es la fuerza laboral humana y los recursos de las naciones del mundo, que obviamente no pertenecen a la FED. ¿Acaso los Banqueros son dueños de los seres humanos y del planeta?

Esta paradoja parece adormecer la mente, de cómo el dinero o el valor se puede crear de la deuda o desde el pasivo, se hará más clara mientras más nos adentremos en este ejercicio disquisitivo.

Volvamos al momento en que se ha efectuado el canje de Bonos del Tesoro por Notas Oficiales Federales. Ahora los 10 billones de dólares existen a favor del Gobierno en una cuenta bancaria en alguno de los Bancos Comerciales. Aquí es donde sucede algo muy interesante, ya que con fundamento en la práctica de la reserva fraccional ese depósito de Notas Oficiales Federales por la cantidad de 10 billones de dólares, instantáneamente se convierte en parte de las reservas del banco, al igual que cualquier otro deposito y de acuerdo con los requerimientos de reservas establecido por el folleto: Modern Money Mechanics (Mecánicas Modernas del Dinero), que sostiene que: “Un banco debe mantener reservas legales equivalentes a un porcentaje del depósito… La reserva requerida por la mayoría de las transacciones el del 10%”. Esto significa que con depósito de 10 billones de dólares, un 10%, o sea en este supuesto, se retiene por el banco un billón de dólares como la reserva requerida, mientras que los otros 9 billones son considerados como un exceso de reserva y puede ser usado como base para nuevos prestamos. Ahora es lógico asumir que los 9 billones son literalmente tomados del depósito d 10 billones, sin embargo no es realmente el caso. Lo que realmente sucede, es que los 9 billones simplemente son sacados de la nada, así nada más del delgado aire. Es así como el suministro monetario se expande tal y como se prevé en Mecánica Moderna del Dinero. Por supuesto que los bancos realmente no pagan la deuda del dinero que reciben como depósitos, si se hiciera esto no habría dinero adicional creado. Lo que hacen cuando otorgan préstamos es aceptar notas de promesa de pago, contratos de préstamo a cambio de créditos, y acreditar electrónicamente la existencia de dinero en la cuenta del deudor. En otras palabras los 9 billones se pueden crear de la nada, simplemente porque hay una demanda para el préstamo y que hay un depósito de 10 billones para satisfacer los requisitos de la reserva. Ahora supongamos que alguien entra en este banco y le prestan 9 billones de dólares que están a disposición. Entonces es probable que depositen en una cuenta la cantidad prestada y que se repita el proceso señalado por Mecanica Moderna del Dinero ya que el dinero se convertirá en parte de las reservas del banco y un nuevo 10% será aislado como reserva legal y a su vez el 90% de los 9 billones o sea 8.1 billones quedaría como nuevo dinero para hacer préstamos. Y por supuesto esos 8.1 billones de exceso de reserva pueden volver a ser prestados y re depositados, en un ciclo de creación de dinero que puede continuar hasta el infinito.

En otras palabras, por cada depósito, que nunca ocurre realmente, alrededor de nueve veces esa cantidad puede ser creado de la nada. Ahora que entendemos mejor la mecánica moderna de la creación del dinero, una duda lógica nos podría venir a la mente. ¿Qué es lo que le da valor a este nuevo dinero? La respuesta es sencilla: el dinero que ya existía.

El nuevo dinero esencialmente roba valor al dinero que ya existía al incrementar el dinero sin que exista un incremento proporcional de bienes y servicios. Y como la oferta y la demanda definen el equilibrio, aumentan los precios y disminuye el poder de compra de cada dólar individual. Este fenómeno suele nombrarse normalmente inflación, que esencialmente es un impuesto oculto para el público. El verdadero engaño en la creación de dinero está en que distorsiona el valor del dinero al crearse dinero de la nada. ¿Cómo podríamos resolver este gravísimo fraude?

El sistema de reserva fraccional de expansión monetaria es inherentemente inflacionario, ya que el acto de expandir los suministros de dinero sin que exista expansión proporcional de los bienes y los servicios en la economía siempre degrada la moneda. De hecho una mirada rápida de los valores históricos del dólar de los estados Unidos versus la oferta de dinero revela que el dólar se ha devaluado un 96% desde la creación de la Reserva Federal, es decir, un dólar de hoy requiere 21 dólares con 21 centavos para igualar el valor de un dólar de 1913. Esta realidad inherente y perpetua de la inflación es absurda y económicamente insostenible.

En el sistema financiero actual el dinero es deuda y la deuda es dinero. Mientras más dinero hay más deuda hay. La única manera en que el dinero puede llegar a existir es a través de la deuda.

En la historia de Estados Unidos la última vez que la deuda nacional fue totalmente pagada fue en 1835, después de que el presidente Jackson cerro el Banco Central que precedió a la Reserva Federal, de hecho, toda la plataforma política giró esencialmente en su compromiso de de cerrar el Banco Central argumentando:

“Los temerarios esfuerzos que ha hecho el banco central por controlar el gobierno son premoniciones del destino que espera al pueblo americano si son engañados para perpetuar esta institución o el establecimiento de otra igual”.

Lamentablemente este mensaje tuvo una corta vida y los banqueros internacionales tuvieron éxito al instalar otro banco central en 1913: la Reserva Federal, y mientras exista esta institución inmoral que repudiara Jackson, la existencia de la deuda perpetua esta garantizada con todas sus nefastas implicaciones.

La deudas son una inteligente herramienta para esclavizar a la gente ya que al vivir endeudada se ve en la necesidad de competir por los empleos para desprenderse de sus deudas y poder cubrir los costos de la vida.

Todavía hay algo más que hemos omitido en la inmoral creación del dinero y este elemento de la estructura nos viene a confirmar la verdadera naturaleza fraudulenta del sistema monetario: nos referimos a la aplicación de intereses. Cuando el gobierno norteamericano o cualquier otro gobierno, por medio del Banco Mundial o Fondo Monetario Internacional, toman dinero prestado, el dinero siempre tiene que ser pagado con una cantidad adicional llamada interés. En otras palabras, cada dólar que existe tiene que devolverse a un banco comercial con su respectivo interés. De está manera, invariablemente se transfiere la verdadera riqueza de los individuos a los bancos. Esto es particularmente grave cuando te das cuenta que el dinero que te prestó el banco ni siquiera existía, que lo creó de la nada expandiendo los suministros monetarios; en otras palabras produciendo inflación.

Lo que hacen los Bancos cuando hacen un préstamo es aceptar promesas de pago a cambio de créditos. Las reservas del banco permanecen intactas, pero los depósitos constituyen nuevas sumas que incrementan las reservas iníciales del banco. Es decir el dinero prestado no sale de sus activos existentes, el banco simplemente lo inventa sin poner nada propio, solamente una promesa teórica de responsabilidad. Cada vez que pides dinero prestado al Banco, sea un crédito hipotecario o una tarjeta de préstamo, el dinero que te han dado en realidad es falsificado, inventado en una computadora, ya que el banco nunca tuvo el dinero en propiedad. El juego de la eterna transferencia de la riqueza de las personas a los bancos sigue siendo una constante. Y nos preguntamos: ¿Por qué? ¿Hasta cuándo?

El sistema de reserva fraccional de expansión monetaria, perpetrada por la reserva federal es de hecho un sistema de esclavitud moderna. ¡¡¡Piénsalo!!! El dinero es creado de la deuda y ¿qué hacen las personas que tienen una deuda? Se someten al empleo para pagarlas. Pero si sabemos que el dinero sólo puede ser creado por medio de la deuda ¿Como puede la sociedad ser libre de deudas algún día? ¡¡¡No puede!!! Y es el temor a perder sus bienes a favor del banco la que nos mueve a mantener el ritmo con el pago de la deuda, el interés y la inherente inflación. Al final del día ¿para quién estás trabajando? ¡¡¡Para los bancos!!!

El dinero es creado por el banco y termina inevitablemente en un banco, ellos son los amos verdaderos, junto con las corporaciones y gobiernos de “besamanos” que los apoyan.

Corriendo atrás del dólar.

Corriendo atrás del dólar.

La esclavitud física exige que las personas sean alojadas y alimentadas. La esclavitud económica exige que las personas se alojen y alimenten ellas mismas. Es uno de los timos más ingeniosos de manipulación social. La deuda es el arma utilizada para conquistar y esclavizar sociedades y el interés es su principal munición. La mayoría de nosotros camina por ahí ignorando esta realidad. Mientras que los bancos en coalición con los gobiernos espurios y las corporaciones continúan perfeccionando y expandiendo sus infrahumanas tácticas, se van creando nuevos tentáculos como el Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional. ¿Hasta cuándo?

+ información. The crash course: La crisis económico-energética del sistema capitalista explicada con palabras sencillas. Chris Martenson.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: